Bienvenidos, Monstars

space_jam_footwear_original

Michael Jordan explotó comercialmente con los anuncios de Spike Lee. Mars Blackmon, el personaje interpretado por el propio Lee, no solo era la pareja ideal para un Michael Jordan que aun no estaba cómodo delante de las cámaras. Mars Blackmon había nacido en una película, She´s Gotta Have It (Nola Darling) y dio el paso a los anuncios. David Falk, el agente de Jordan, se preguntó si podría seguir el camino contrario, de los anuncios al cine.

Nike y su agencia publicitaria, Wieden&Kennedy, habían conseguido llegar a un acuerdo con Warner Bros para recuperar la imagen de Bugs Bunny en la campaña para las Jordan VII. Era la época dorada de los blockbusters de Disney (La Sirenita en 1989, La Bella y La Bestia en 1991, Aladdin en 1992) y Warner se había convertido en una compañía envejecida. Asociar a tu personaje estrella con Michael Jordan parecía la jugada definitiva, aunque Warner no lo tuvo claro desde el principio.

¿Cómo eran aquellos anuncios? Bugs Bunny ocupaba el lugar de Spike Lee como pareja humorística de Jordan y el encargado de dirigirles era Joe Pytka, un especialista en anuncios y videoclips (Michael Jackson, The Beatles) que ya había trabajado para Nike en algunos de los clásicos anuncios-collage en los ochenta.

La decisión de Michael de retirarse frenó la serie de anuncios con Bugs Bunny, pero no la decisión de crear una película. La idea de Space Jam venía de David Falk, el agente de Michael Jordan y también de Charles Barkley, Muggsy Bogues, Pat Ewing o Shawn Bradley (todos ellos aparecen también en la película). El problema llegaba a la hora de encontrar actores que estuvieran dispuestos a compartir plano con un conejo y un atleta. Bill Murray tenía cierta relación con el baloncesto…y con algunos de los productores de Space Jam. Otro de los actores de la película, Wayne Knight, había aparecido en Seinfeld, así que puede presumir de haber trabajado con Jerry Seinfeld y Michael Jordan, dos mitos del mundo zapatillero. En alguna ocasión Bill Murray ha dicho que nunca ha visto Seinfeld, pero ha compartido planos con Hiroshi Fujiwara en Lost in translation, que tampoco está mal.

El rodaje de Space Jam fue en sí histórico. Michael pidió tener una cancha para poder entrenar en los parones del rodaje y allí se montaron algunos de los mejores partidos de aquel verano. El propio director, Joe Pytka, participaba en esos partidos, aunque siempre lo hacía frente a Michael Jordan...para poder tocar algún balón, según dijo él mismo. Para terminar de cerrar el círculo, Pytka quiso que Spike Lee colaborara en el proyecto, pero Spike Lee y Warner habían tenido serios problemas con la financiación de Malcolm X y Spike acabó pidiendo ayuda a Michael Jordan.

0701592_2

Pytka, con melenas y descalzo. Jordan, con IX y sin pelo.

Para tratarse de un producto creado por David Falk, sorprende que se hiciera un uso tan moderado de las marcas. Michael Jordan aparece con algunas Nike además de Jordan IX y XI. Era el momento de la Jordan X, pero todos sabemos que aquella no era la zapatilla del agrado de Michael. Space Jam creó algunos mitos como aquella Jordan XI negra y azul que acabó usando en cancha después de que la NBA le sancionara por usar la versión blanca y negra.

Space Jam fue un completo éxito de taquilla y se convirtió automáticamente en un modelo a imitar, aunque en realidad ella misma imitaba a Star Wars. David Falk supo vender la película a Warner como una posibilidad de vender merchandising y así lo hizo. Sin embargo, la idea quedó fuera de las zapatillas, lo que aumentó aun más el mito de aquellas Jordan XI. Tuvimos que esperar hasta el año 2000 para que llegara a tiendas. El recurso de los extraterrestres los volvió a utilizar Jordan para enfrentar a Blake Griffin contra Melvin en un concurso de mates. Pero por primera vez Jordan recupera Space Jam y lanza una colección con Jordan XI, IX, XXXI, I, I Ultra High (muy evitable) y Trainer en los colores asociados a la película, además de una línea completa de textil.

air_jordan_xi_4_originalair_jordan_ix_4_originalair_jordan_xxxi_4_originaljordan_trainer_i_low_4_originalair_jordan_i_high__4_original air_jordan_i_ultra_high_4_original

PD: Ni una palabra de las Jordan II de Bill Murray ni de las Nike Max Triax de Michael Jordan.

spacejammaxtriax